Si nunca has oído hablar de la japonesa Marie Kondo, autora del gran best seller “La magia del orden”, hoy te voy a sintetizar su método estrella para mantener el orden en los cajones.

La magia del orden - Marie Kondo

En España solemos colocar la ropa doblándola de forma horizontal, una encima de otra. De manera que para sacar una prenda situada en la parte de abajo debes mover las de arriba, con lo cual terminas desorganizando el cajón.

El método de Marie Kondo consiste en doblar las prendas en tres pliegues de tal forma que se sostengan por ellas mismas. Con este método, aparte de que ganaremos un espacio considerable en nuestro armario, se consigue tener todas las prendas a la vista y así, cuando necesitemos una no tendremos que rebuscar en todos los cajones.

Este método, además, permite que la ropa se arrugue menos, ya que ninguna prenda tendrá que soportar el peso de las demás. Al sacar la ropa de los cajones no correremos el riesgo de que ninguna prenda se desdoble, porque cada una está puesta al lado de otra y no encima de otra. En definitiva, es una forma de doblado que resulta muy práctica.

Pasos a seguir para doblar tu ropa en vertical, utilizando, por ejemplo, una camiseta:

En primer lugar, estira la prenda sobre una superficie plana.

En segundo lugar, dobla hacia el centro uno de los lados de la camiseta. Debe ser un tercio aproximadamente.

En tercer lugar, repite la operación del paso anterior con el tercio opuesto. Aquí deberás visualizar la prenda con forma de rectángulo.

En cuarto lugar, debes de doblar la prenda sobre sí misma, es decir, empieza por la parte de abajo de la camiseta y dóblala casi por la mitad sin que ambos extremos coincidan del todo.

En quinto lugar, dobla la prenda en tercios para adecuar su altura al espacio de almacenamiento. Nunca deben hacerse más de tres pliegues.

Y, por último, coloca “el paquetito” en vertical.

Doblado vertical - Con orden y limpieza

Si tienes baldas en vez de cajones este sistema no te va a funcionar. El problema que presentan las baldas es que no puedes ver lo que hay colocado al fondo. Por lo tanto yo te recomiendo que coloques sobre las baldas unas cajas de tela sin tapa y que apliques en ellas el método del doblado en vertical. De esta forma, al visualizarse todo el contenido de la caja podrás extraer de forma fácil y precisa lo que necesites.

En muchos casos entre balda y balda queda mucho espacio desaprovechado. Sería aconsejable que hicieras una restructuración y que, en la medida de lo posible, añadieras alguna balda más para aprovechar ese espacio sobrante.

Te animo a que pruebes este sistema. Estoy convencida de que te resultará muy útil. Ya me comentarás…

Elena Bermúdez

Organizadora profesional.